miércoles, 12 de diciembre de 2007

Cali

Cali, o lo que es lo mismo, Bruno Caliciuri, nació el 28 de Junio de 1968 en Perpignan, pero sus raíces son muy variadas: italianas, españolas, francesas y belgas. Su abuelo paterno, Giuseppe Caliciuri era un italiano de Calabria que se vino a España para combatir contra Franco junto a las Brigadas Internacionales. En Barcelona, conoció a Pilar, se casó con ella y de su unión nació Vicent, el padre de Cali. Del abuelo italiano, el cantante heredaría el espíritu combativo que muestra en sus actuaciones, en las que anima al público a luchar por sus derechos.

Cali aprendió a tocar la guitarra de manera autodidacta, quizás escuchando a sus grupos favoritos: Simple Minds, Waterboys o Clash. Al mismo tiempo, se dedica a jugar al rugby, afición o profesión que abandonó tras presenciar un concierto de U2 y cruzar unas palabras con Bono.

A los 17 años, pasa unos meses en Irlanda y allí descubre el punk y forma su primer grupo: Pénétration Anale. A partir de los 25, ya más en serio, se autoproduce dos discos con el grupo Indy y uno más con su siguiente formación: Tom Scarlett.

En 2002, es invitado a tocar en el famoso festival Francofolies Music Festival, en la Rochelle, y su carrera da un giro completo. Su excepcional actuación conquista al público y a un cazatalentos de un importante sello discográfico francés que se ofrece a echarle una mano en la publicación de su primer álbum en solitario.

L’amour parfait (El amor perfecto) se publica en el verano de 2003 y es un éxito de ventas, recompensado además con múltiples premios, entre los que destaca el Prix Constantin. El álbum se abre con una interrogación: “C’est quand le bonheur?” (¿Para cuándo la felicidad?) y esa misma interrogación es la que intentamos traducir más abajo.

En otra de las canciones del disco, “Elle m’a dit” (Ella me dijo), la chica deja al chico porque “je crois que je ne t’aime plus” (creo que ya no te quiero). El chico siente que esas palabras caen sobre él “comme mon cadavre à la mer” (como mi cadáver al mar), pero no pierde la vitalidad: “mourir d’amour n’est plus de mon âge” (morir de amor no es propio de mi edad).

Las canciones de Cali hablan fundamentalmente de amor; de un amor frágil, atormentado y herido. A pesar de ello, son muy vitales, irónicas y divertidas. Y tienen mucho de autobiográfico, pues cuentan sus fracasos amorosos o sus problemas para ver a sus hijos. Este tema le tiene tan inquieto que ha creado una asociación denominada L’amour parfait, como su primer disco, que tiene por objetivo defender los derechos de los niños y de los padres separados.

En Octubre de 2005 se publica el segundo disco de Cali, Menteur (Mentiroso). Buena parte del álbum está grabado en Irlanda, tierra de sus admirados Waterboys, por cierto, uno de sus componentes, Steve Wickham, toca el violín en el siguiente tema. Se titula: “Je m’en vais (Me voy) y está incluido en este segundo trabajo de Cali.

Después vendría un álbum grabado en directo, Le bordel magnifique (El caos magnífico) y finalmente en Febrero de 2008 aparece L' espoir (La esperanza), un disco en el que encontramos canciones de amor, como en los anteriores, pero en el que predominan las canciones más combativas y comprometidas. Tenemos que señalar que en las pasadas elecciones a la Presidencia de 2007 Cali apoyó abiertamente a la candidata socialista Ségolène Royal. El título del disco es un homenaje también a Léo Ferré, que en 1974 publicó un álbum con la misma denominación. "Comme j'étais en vie" (Puesto que estaba vivo) fue el single de presentación.

Para más información, pincha aquí. Y si quieres escuchar el último espacio que le dedicamos en Radio 5 pulsa Play
boomp3.com

---

Cali – C’est quand le bonheur?
Extrait de l’album « L’amour parfait » (2003)

Je suis pendu à vos lèvres
espérant le mot, espérant le oui
qui sauverait ma vie.
Je suis pendu au téléphone.
Mais qu'y a-t-il de plus moche ?
Au téléphone, aphone qui sonne
et personne qui ne décroche.

Je suis pendu à votre cou,
dans le plus beau de mes rêves,
mais je ne me réveille
jamais près de vous et j'en crève.
Je suis pendu sous vos fenêtres
au pied de l'arbre. Peut-être demain
la petite fleur qui va naître
vous racontera mon chagrin.

C'est quand le bonheur ? (x8)

Je suis pendu à cet espoir
que vous m'avez soldé.
Je suis presque sûr : l'autre soir
c'est moi que vous avez regardé.
Je suis pendu par les pieds,
tout rouge et le souffle coupé,
à chaque fois que le hasard
me dépose devant votre nez.

Je suis pendu à la cravate
dans mon costume crog macabé.
Il parait que vous faiblissez
devant les hommes bien habillés.
Je suis tendu : c'est aujourd'hui
que je viens vous offrir ma vie.
Peut-être oserais-je parler
à quelqu'un d'autre qu'à mes pieds.

C'est quand le bonheur ? (x8)

Et puis ce goût amer
est venu tapisser ma bouche.
Je viens de conquérir son coeur
mais c'est louche,
car qui ne peut ses vieux amours,
c'est quand parle l'amour
aussitôt qu'on le gagne. Décidément
c'est pas facile tous les jours.

C'est quand le bonheur ? (x8)

Cali – ¿Para cuándo la felicidad?
Extraído del álbum « L’amour parfait » (2003)

Estoy colgado de tus labios
esperando la palabra, esperando el sí
que salvaría mi vida.
Estoy colgado del teléfono.
¿Hay algo más feo que eso?
Del teléfono, afónico que suena
y nadie descuelga.

Estoy colgado de tu cuello,
en el más bello de mis sueños
pero no me despierto
nunca junto a ti y desfallezco.
Estoy colgado bajo tus ventanas
al pie del árbol. Quizá mañana
la pequeña flor que va a nacer
te contará mi pena.

¿Para cuándo la felicidad ? (x8)

Estoy colgado de esta esperanza
que me dejaste como saldo.
Estoy casi seguro : la otra noche
fue a mí a quien miraste.
Estoy colgado por los pies,
completamente rojo y con el aliento cortado
cada vez que el azar
me deposita frente a tu nariz.

Estoy colgado de la corbata
de mi traje de enterrador.
Parece que sientes debilidad
por los hombres bien vestidos.
Estoy tenso: hoy
vengo a ofrecerte mi vida.
Me atreveré quizás
a hablar a alguien a parte de a mis pies

¿Para cuándo la felicidad ? (x8)

Y luego este gusto amargo
ha venido a tapizar mi boca.
Acabo de conquistar su corazón
pero es un engaño
pues quien no puede sus viejos amores,
cuando habla el amor
tan pronto como se gana. Sin lugar a dudas,
no todos los días es fácil.

¿Para cuándo la felicidad ? (x8)